138 Shares

La baking soda ha sido usada por mucho tiempo para tratar diferentes condiciones de la piel incluyendo el acné, puntos negros y puntos blancos. Los pequeños gránulos son perfectos para exfoliar al igual que prevenir los brotes de acné, mientras la baking soda en si es un aclarador natural tratando las manchas negras. Este exfoliante casero de baking soda es super fácil de hacer y no romperá el banco!Este exfoliante casero de baking soda es super fácil de hacer y no romperá el banco!

Exfoliante Casero de Baking Soda

exfoliante de baking soda

Beneficios de la Baking Soda para la Piel

  • La Baking soda es el ingrediente perfecto para añadir a tus exfoliantes caseros porque es super barato, pero mucho más, la baking soda también es un antimicrobiano y un antibacterial.
  • Balancea el pH de la piel y controla el exceso de aceite limpiando los poros y previniendo brotes de acné.
  • Un aclarador natural, la baking soda previene y borra las manchas oscuras, descoloración y cicatrices.

¿Qué Dicen los Doctores Acerca de los Beneficios de la Baking soda?

Dr. David E. Bank, el director del centro de dermatología, cosmético y cirugía láser. Dijo, “Amamos la baking soda en la dermatología – es antiinflamatorio, es antibacterial.”

Según el Dr. Doris Day, un dermatólogo de Nueva York, “La mayoría del tiempo, prefiero las farmacias o productos cosmecéuticos de nuestros dermatólogos porque son probados en la piel y han pasado por ciertos controles de calidad.” El dijo, “Pero en apuros, existen algunas cosas que puedes usar en casa. Solo debes escoger cuidadosamente y aprender un poco del pasado. Las personas han estado usando sustancias como el aceite de oliva, yogur, el vinagre, la miel y el aloe vera en el cuidado de la piel por siglos, y ahora existen estudios científicos que explican porque ellos funcionan. La sal y el azúcar son exfoliantes excelentes.” El también explicó que “La baking soda, al igual, puede ser utilizado como un exfoliante ligero, y también puede tener cualidades antisépticas y aclaradoras.” Es simple, solo tienes que añadir sal, azúcar o baking soda a cualquier limpiador que estés usando y convertirlo en un exfoliante.

Ingredientes Necesitados:

  • 2 cdas baking soda
  • 1 cda aceite de coco
  • 7 gotas de aceite esencial del árbol de té
  • 5 gotas de aceite esencial de limón

Direcciones:

  1. En un tazón mediano, mezcla todos los ingredientes juntos y almacena en un frasco limpio, hermético.
  2. Puede ser almacenado por varios meses, pero asegúrate de que no le caiga nada agua.
  3. Aplica una pequeña cantidad a tu piel mojada y exfolia despacio, en círculos. No necesitas exfoliar muy fuerte, ya que la baking soda puede ser un poco severa.
  4. Aquellos con la piel sensible, deberían realizar una prueba epicutánea.

Si te gustó este post, no olvides compartir 🙂

Exfoliante Casero De Baking Soda

138 Shares